domingo, 22 de mayo de 2011

jornada de reflexion

...


Poco y mucho tengo que pensar, ultimamente me fio poco de la gente en general, y los políticos aún menos...la raza humana me despista, no entiendo, ¿por qué no pude ser todo más fácil?
Quizá se trate de eso, la complejidad del ser humano nos hace innentendibles, no sólo entre sexos sino entre todos/as.

¿Nunca acaba el rencor? ¿Las promesas se cumplen pase lo que pase?..no siempre soy físicamente transgresora pero mentalmente sí, no creo en los convencionalismos, pero desde hace un tiempo algunos de mis pilares básicos se derrumbaron, no sé...quizá estoy esceptica con la vida, y, en algunos aspectos "seca", en otros estoy bien, contenta y feliz.
No sé si es tarde para reconstruir...
No sé si tengo fuerza para hacerlo...
No sé...
Pienso, pienso y vuelven las espirales, entonces paro en seco e imagino, sé que no es bueno mentalmente pero tranquiliza mi espíritu.
Necesito una semana de cura de sueño y volver con fuerza, volver a creer en algunas cosas y saber renunciar a los sueños...

5 comentarios:

Babilonio dijo...

¿Renunciar a los sueños?

¿Y entonces que nos queda?

Hágaselo mirar parroquiana.

Besos.

Danann dijo...

nos queda la cruda realidad pater...he de hacermelo mirar...a veces esa realidad me sacude y me deja vacia,la suerte es que me lleno rapidamente
;)

Gabriel dijo...

no siempre soy físicamente transgresora pero mentalmente sí..

Soy igual, solo que a veces pienso y no se si serlo físicamente es suficiente.
Claro, todo es relativo y debo preguntarme suficiente para quién?.
A veces mi mente transgresora cansa con sus ideas a mis amigos, pero no puedo evitarlo.
Muy bueno blog, saludos :)

http://leonardoperezlaborde.blogspot.com/ dijo...

Quizás no sea tiempo de reconstruir, de pasar sobre los restos, si no de elevar lo nuevo simple pero desconocido. El truco de pensar y repensar amordaza los sueños y quizás la imaginación se estrangula en la conciencia, en un razonamiento lógico aplastante, que nos vuelve frágiles, casi autómatas casi muertos, muertos de espíritu. La imaginación es espíritu creador, la vida es un espiral, la muerte una línea recta, un conformismo que sabe de su origen y destino. Tu sensibilidad es mas sabia que tu cordura, guíate por ella y te reconciliaras con todo.

Danann dijo...

Gabriel, buenvenido, cada uno es como es...a veces nada cambia (aún a mi pesar).

Querido Leo como siempre das en el clavo y reconduces...gracias. Bs